¡Qué gran descubrimiento! La leche dorada, esta bebida caliente con sabor a almendra especiada, ¡decididamente se queda en mi casa! Creo que tenía ganas de que volviera el frío solo para poder disfrutar de esta leche vegetal caliente, extremadamente deliciosa y adictiva. Puede que escuchéis hablar de ella también como "golden milk" (literalmente "leche dorada" en inglés), y tengo muchas ganas de contaros sobre ella y cómo prepararla.

La leche dorada es una bebida que conocí el año pasado, con un alto valor como bebida antiinflamatoria. Fue compartir entonces mi descubrimiento en redes y convertirse en una de las bebidas de las que más ha dado de qué hablar. Faltaba que os dejara la receta en el blog, así que a eso vengo hoy: traigo la receta para hacer leche dorada de almendras tradicional.

Qué es la leche dorada

La leche dorada es una bebida de almendras originaria de la India, que aparte de sus beneficios para procesos inflamatorios está deliciosa y tomada caliente resulta de lo más reconfortante.

La primera vez que la hice, fue motivado porque padecía de dolor de garganta. Quería comprobar si todas esas bondades que había escuchado de esta leche eran ciertas. ¡Doy fe de que lo son! No hace falta encontrarse mal para tomarla: la leche dorada es una bebida 100% natural y vegetal, con un sabor riquísimo. Pero además, como bebida caliente que es reconforta, y por sus cualidades el cuello se suavizó y el dolor me dio tregua durante un buen rato.

Es bien sabido que dos de las especias que existen con mayores valores antiinflamatorios son el jengibre y la cúrcuma. Pues justamente esas son las especias que se usan para preparar esta leche curativa. Cúrcuma, jengibre y canela, que aporta un sabor delicioso a la mezcla.

La preparación de esta leche es de lo más rápida y simple, y se recomienda tomarla caliente: veréis que resulta realmente reconfortante.

Os animo a probarla, ya sea porque queréis entrar en calor, ayudar a reducir cualquier proceso inflamatorio, para acompañar una peli mientras estás tapada con una manta en el sofá... ¡O simplemente para empezar el día con algo delicioso de buena mañana!

Os dejo con la receta, que tendréis lista en 3 minutos. Más abajo, os dejo también algunas notas, trucos e ideas para ayudar a sacarle todo el partido.

 

Receta de leche dorada de almendras

Ingredientes

  • 400 ml de leche de almendras
  • 2 cdas de sirope de Ágave (puedes sustituirlo por miel)
  • 1 cdta generosa de cúrcuma
  • 1/2 cdta de canela (+ un poco más para espolvorear al servir)
  • 2 cm de jengibre fresco pelado y cortados por la mitad
  •  

    Preparación

    1. Introduce todos los ingredientes en un cazo y lleva al fuego a potencia media.
    2. Cuando empiezan a observarse burbujas, baja al mínimo y no dejes de remover.
    3. Deja un par de minutos al fuego, sin que llegue hervir (no interesa que la leche de almendras se queme). Pasado ese tiempo retira del fuego y vierte en una taza, pasándola por un colador (para retirar los restos de jengibre).
    4. Puedes espolvorear un poco de canela por encima.

    Notas

    • Puedes hacer leche dorada con otros tipos de leches vegetales (de arroz, de coco, de nuez...), o incluso con leche de vaca u oveja. Personalmente, creo que la leche de avena y la leche de almendras casan estupendamente con el sabor de esas especias y son leches que me gustan calientes, pero prueba con tus favoritas.
    • Prueba el punto de dulzor y añade algo más de sirope o miel si lo prefieres más dulce (a mi esa proporción me resulta super adecuada pero adáptalo a tus preferencias, o si has usado leche vegetal que ya lleva algún edulcorante).
    • ¡Recuerda que puedes congelar la raíz de jengibre! Guárdala envuelta en film o en un tarro en el congelador, y sácala cuando vayas a utilizarla. Puedes cortar lo que requieras y volver a congelarla al momento el resto. Así no se te estropea, mantiene sus propiedades y puedes usar jengibre fresco en lugar de jengibre en polvo de forma habitual y sin necesidad que pensar en comprarla cada vez que la requieras.
    • Opcionalmente, puedes añadir 1/4 de cucharadita de pimienta. La pimienta ayuda a absorber los nutrientes de los alimentos, así que sacarás aún mayor beneficio de las propiedades de la cúrcuma y el jengibre, fijándolos mejor en tu organismo.

    ¿Qué me dices? ¿Te animas a probar? Espero que os guste tanto como me gusta a mi.

    star

    Comentarios

    Eli dijo:

    Hola, yo añadiria cardamomo, es una especia UE aporta un toque especial y ayuda a quitar el frío
    Besos

    Claudia dijo:

    Hola Francisca José, la verdad es que personalmente me encanta con la leche de almendra, más que otras vegetales, pero con leche de vaca no he probado, así que te haré caso y la probaré también. :) Gracias y un saludo!
    Claudia

    Claudia dijo:

    Hola Francisco, puedes hacerla, sí, con media cucharadita o algo menos. Puede que pierdas algo de la fuerza antiinflamatoria porque en polvo será normalmente un jengibre más viejo, pero de rica, la leche dorada, quedará igual.

    Saludos y gracias!

    Claudia dijo:

    Hola Ana Belén, gracias por tu aportación! La verdad es que la pimienta consta como ingrediente opcional, en comentarios la verás, y cierto es que ayuda a fijar esas cualidades antiinflamatorias. Personalmente en sabor me gusta más sin la pimienta, pero entiendo tu punto de añadirlo. ¡Gracias por comentarlo!

    Saludos,
    Claudia

    Claudia dijo:

    Hola Marial, no lo he probado pero no tengo duda de que sí. Probaría con media cucharadita de jengibre o un poco menos incluso.
    La única cosa a tener en cuenta es que a veces el jengibre en polvo es algo más viejo y puede perder fuerza en esas cualidades antiinflamatorias (o así lo tengo entendido yo), pero debería quedar deliciosa igual.

    ¡Ya nos contarás! Saludos,
    Claudia

    Claudia dijo:

    ¡Qué feliz me hace que te haya gus, Maria José! Muchas gracias! A disfrutar de ella entonces una y otra vez :) ¡Gracias!

    María José dijo:

    La he probado y se queda en mi fondo de despensa 😁

    María José dijo:

    La he probado y se queda en mi fondo de despensa 😁

    Marial dijo:

    Se puede hacer con el jengibre en polvo ?

    Ana Belén dijo:

    Hola,
    Si, es muy buena. Pero creo que ha faltado un ingrediente, la pimienta negra, que lo que hace esta especia es reforzar o activar los principios activos de la cúrcuma, porque si no añadimos la pimienta negra, no surtirá efecto.
    Los demás ingredientes , a gusto del consumidor, personalmente yo la cocino sin canela porque ésta se le apodera el gusto. Y con leche de almendra , la mejor.
    Y ese picor que le da la pimienta negra , la hace muy rica . Una receta muy versátil, que gracias a una amiga que me la recomendó, no he dejado de tomarla.

    Gracias por compartir esta receta. :)

    Antonio dijo:

    Deliciosa receta.
    Se podría poner el jengibre en polvo??
    Gracias por todos tus consejos y por estar ahí.

    Antonio dijo:

    Deliciosa receta.
    Se podría poner el jengibre en polvo??
    Gracias por todos tus consejos y por estar ahí.

    Francisco José dijo:

    Me encanta esta bebida cuando llega el frío, yo la tomo con leche de vaca, tiene que estar muy buena con leche de almendras, pero las leches comerciales, no me parecen muy sanas, prefiero hacerlas en el momento. Además a la mi gusta hecharle, unas bayas de pimienta negra, 2 clavos, y unas semillas de cardamomo. Un saludo y gracias.

    Francisco José dijo:

    Me encanta esta bebida cuando llega el frío, yo la tomo con leche de vaca, tiene que estar muy buena con leche de almendras, pero las leches comerciales, no me parecen muy sanas, prefiero hacerlas en el momento. Además a la mi gusta hecharle, unas bayas de pimienta negra, 2 clavos, y unas semillas de cardamomo. Un saludo y gracias.

    Claudia dijo:

    ¡Es una delicia María José! Yo estoy enamorada de esta bebida -es llegar a casa en un día frío o que me siento destemplada, y me la hago sin dudar. ¡Nada más reconfortante! Me alegrará que la pruebes, un saludo, Claudia

    María José dijo:

    Me guardo la receta que me parece muy interesante

    Dejar un comentario