La receta de hoy está inspirada en un plato de la cocina griega, las tiropitas o tyropitas, elaboradas con pasta filo y rellenas de huevo y queso, pero que Lola (autora del blog Loleta) ha adaptado a su gusto y elabora con espinacas, queso y pasas. ¡Un plato estupendo para disfrutar en cualquier cena y que prepararás en pocos minutos!

Esta es una de las versiones de cuaresma que más me gusta preparar en casa. En esta época del año intento poner en práctica recetas tradicionales. Tenemos una gastronomía muy rica en tradiciones y la cuaresma y la vigilia ofrecen infinitas posibilidades por toda España. 

Pero también me gusta muchísimo la cocina internacional, así que hoy vamos a preparar un plato de la cocina griega, un mix de varias especialidades que yo he adaptado a mi gusto. En Grecia lo podéis encontrar relleno de queso y frito, o con una masa de pan y relleno de espinacas. 

Esta de hoy es mi versión personal, porque en lugar de usar solo huevos y queso, yo he incluido pasas y espinacas. Me encanta el sabor de las pasas con el queso feta, pero si queréis podéis no ponerlas y estará igual de buena. 

Además, en lugar de frita, va preparada al horno porque me resulta más ligera y más sencilla de preparar. Para prepararla así no necesitáis un molde especial. Yo he usado mi cacerola baja Bra de 24 cm como molde porque va perfecto para esta receta.

 

Cuchillo de acero carbono Pallarès, molinillos para sal y pimienta Le Creuset y cacerola baja antiadherente Bra Efficient Orange.

 

Ingredientes

  • 9 hojas de pasta filo
  • 1 diente de ajo
  • 100ml de aceite de oliva
  • 250gr hojas de espinacas frescas
  • 250gr de queso feta
  • 60gr de pasas
  • Pimienta negra recién molida
  • 1 huevo batido (opcional)

 

Preparación de la pasta filo y montaje

 

Preparación

  1. Precalentar el horno a 180 grados. 
  2. En una sartén Efficient Bra, poner un poco de aceite a calentar. Dorar el ajo muy picado y añadir las espinacas. Saltear durante unos minutos. Añadir las pasas y dejar rehogar un minuto más. Colar las espinacas para que suelten todo el agua. Reservar. 
  3. Cortar o desmenuzar el queso y mezclar con las espinacas. 
  4. Colocar una hoja de pasta filo sobre la encimera. Pintar con aceite de oliva. Cubrir con otra hoja de pasta filo. Repetir una vez más. Debemos tener tres hojas de pasta filo. 
  5. Colocar una parte del relleno de espinacas sobre el extremo de la pasta filo. Comenzar a enrollar hasta tener un cilindro. Colocarlo dentro de la cacerola.
  6. Repetir la operación y colocarlo a continuación del otro metiendo un extremo dentro del otro rollo. 
  7. Pintar con aceite de oliva. Hornear durante 20-25 minutos hasta que esté bien dorado. Si os gusta la mezcla de dulce y salado, podéis servirlo acompañado de un poco de miel.

 

Molinillos para sal y pimienta Le Creuset y cacerola baja antiadherente Bra Efficient Orange.

Claudia Ferrer

Comentarios

Isabel dijo:

Buenísima pinta !!!
Me surge una duda, las espinacas no las salteas nada nada ???

Mil gracias ! La anoto para el próximo finde !

Luz Maria Arango dijo:

Se ve deliciosa!!! Hay que ensayar a ver cómo me queda🤗

Isabel dijo:

me parece interesante, lo haré. Como cacerola baja usaré la base del Tajín, obsequio de los Reyes magos y *MjSantos

Javier dijo:

He visto que la sarten que tenéis en la foto corresponde al modelo Efficient Plus, más moderna que la Efficient, no sé si disponéis de ella en vuestro catálogo

Mireia Miguel dijo:

Deliciosa!!! Añadir una curiosidad: sí es de espinacas deja de ser “tirópita” para convertirse en “spanakópita” (versión con y sin feta) =D y si es “jortópita”, es de verduritas silvestres, normalmente con mucho hinojo.

Carmen Duran dijo:

Entre los ingredientes figura 1 huevo batido como opcional, y en el desarrollo de la receta no se pone. En cambio, se menciona miel como opcional. ¿Hay algún error?

Yvette dijo:

Interesante receta. Parece fácil de preparar y ligera. ¡la probare!

Dejar un comentario