Virginia, autora de Sweet&Sour, nos trae la receta de bica blanca, un bizcocho delicioso que prepararás sin levadura y sólo con las claras de huevo (este es el motivo de su característico color blanco). ¡Te encantará!

A veces las recetas más sencillas resultan las más sabrosas. Esta Bica Blanca es un bizcocho típico de algunos pueblos gallegos Orensanos que cuenta con una cobertura crujiente y un interior muy blanco, de ahí su nombre, y esponjoso, pero denso y húmedo.

Es muy sencilla de preparar, eso sí, os aconsejo que dispongáis de una buena batidora, en mi caso uso el accesorio de globo de la Kitchen Aid, porque tanto el montar la nata como montar las claras lo haréis sin problema en unos minutos. También en este caso, el disponer del segundo bowl es una ventaja, porque sino, deberás trasladar la nata a otro bowl y limpiarlo muy bien, para que no haya problemas al montar las claras.

Lo demás casi aún más sencillo que preparar cualquier bizcocho pero con un resultado espectacular en sabor y textura.

 

Robot de cocina KitchenAid Artisan y bol de porcelana Laura Ashley

 

Ingredientes

Para un molde de 27 x 20 aprox. y al menos 5 cm de alto (yo he usado la bandeja cerámica Emile Henry). Rinde unas 35 porciones y dura varios días en buen estado.

  • 6 claras de huevo “L”
  • 250gr de azúcar
  • Una pizca de sal
  • 250ml de nata 35% mg, bien fría
  • 250gr de harina
  • Azúcar y canela para espolvorear la superficie

 

Preparación

  1. Precalentar el horno a 200ºC, calor arriba y abajo.
  2. Forramos el molde con papel de horno. Montar la nata bien fría. Reservar
  3. Montar las claras a punto de nieve con una pizca de sal (con la ayuda de un robot de cocina lo haréis en pocos segundos). Cuando estén a medio montar, vamos a añadir el azúcar poco a poco, hasta que lleguemos al estadio de punto de nieve.
  4. Incorporar en varias veces la harina tamizada. Si disponéis de la KitchenAid, podéis hacerlo con el batidor de globo a velocidad baja, sino con una espátula y con movimientos envolventes.
  5. Añadir la nata montada que teníamos reservada e incorporarla con movimientos envolventes, procurando no bajar el volumen de la mezcla.
  6. Verter la masa en el molde y alisar la superficie.
  7. Espolvorear toda la superficie de forma generosa, con azúcar y canela mezclado.
  8. Hornear 10 minutos a 200ºC y otros 35 minutos a 180ºC, hasta que al pinchar con un palillo la bica, salga limpio.
  9. Sacar del horno, dejar enfriar 5 minutos y desmoldar. Enfriar totalmente sobre una rejilla.
  10. Si aguantáis, está aún más rica al día siguiente.

 

Bandeja cerámica para horno, bol de cristal para KitchenAid, espátula de silicona Le Creuset y cuchillo de acero damasco Le Creuset.

 

Comentarios

Luz Maria Arango dijo:

Esa torta parece deliciosa 😋😋 quiero ensayarla pronto

Isabel dijo:

Hola, sabríais decirme el peso de las claras en gramos?
Muchas gracias…

Claudia dijo:

Muchas gracias , Rosa María!! Yo feliz de que te guste :) Gracias por tus palabras, nos has sacado una sonrisa, y eso no tiene precio! Gracias!

Recetas de... dijo:

Como me gusta este bizcocho! Es de mis preferidos.
www.recetasde.net

Rosa María García Fernández dijo:

Buenas noches,solo deciros que estoy encantada con vosotros.
Aprovecho para mandaros un saludo

Claudia dijo:

Gracias a ti por seguirlas!! :) Me alegra que resulten tan buenas. Muy feliz fin de semana!

Aurora Molinelli dijo:

Gracias por darme a conocer las recetas, que están buenísimas.

Dejar un comentario