Traemos una receta a la que no podrás resistirte: receta de brownie de chocolate con aceite de coco, una combinación explosiva. Si el brownie ha sido siempre de esos postres a los que no puedes resistir hincar el diente, ¡Esta receta, con el toque del coco, te enamorará! Nos la trae Rosa, de Pemberley Cup&Cakes, a por ella!

A ti, como a mí, que disfrutas con las recetas de toda la vida y, claro está, descubriendo nuevas, ¿No te pasa que a veces te preguntas con cuántas recetas de brownies más puedes sorprenderte aún? Ambos sabemos, o más bien intuimos, que la lista será probablemente interminable. Y aquí es donde entro yo con esta nueva receta de brownies para la que he utilizado el aceite virgen de coco La Tourangelle  en lugar de la acostumbrada mantequilla. Si aún no has hecho la prueba, te animo de verdad a que compruebes de qué te hablo; además de prescindir de derivados lácteos, aporta un toque muy sutil de sabor que apreciarás incluso aunque el coco no te termine de entusiasmar.

Pese a la gran similitud entre toda esa miríada de recetas, a grandes rasgos, podría decirse que existen dos variedades de brownies con respecto a su textura: los más abizcochados y esponjosos y los densos y consistentes. Yo, personalmente, me encuentro sin lugar a dudas entre los adeptos del segundo tipo; me encanta cómo su textura aterciopelada se funde en la boca con cada bocado, por lo que la receta que os traigo hoy pertenece a este grupo. En cualquier caso, su elaboración e ingredientes son los mismos; el truco consiste en jugar con la proporción de grasas y harina (ver Notas abajo*).

Finalmente, si indagamos un poco más, encontramos también algo de controversia con respecto al uso de algunos de los ingredientes que a menudo se incluyen. Para empezar, tomaremos el ejemplo de la levadura repostera (o impulsor). Los más puristas son de la opinión de que nunca habría de añadirse a un auténtico brownie, pues en realidad no se trata de preparar un bizcocho de chocolate. Es un brownie. En esta misma línea, nos encontramos también otro apasionado debate: ¿nueces sí o nueces no? De nuevo, originalmente, parece ser que no formaban parte de la receta, pero claro, eso no implica que uno no pueda añadirlas si le apetece darle un toque extra de textura y sabor.

Y dicho esto, ahora dime ¿cuál es tu tipo de brownie? Como ves, a la hora de elegir, no hay nada escrito en piedra…

Receta de brownie de chocolate con coco

Molde cuadrado antiadherente Le Creuset, cuchara para la harina T&G, paños y boles Laura Ashley, ramequín Le Creuset y huevera T&G

Ingredientes (para 16 brownies)

Todos los ingredientes han de estar a temperatura ambiente, salvo que se indique lo contrario

170 g de aceite virgen de coco, pesado en estado sólido
200 g de chocolate puro, de buena calidad
165 g de azúcar blanco
200 g de azúcar moreno de caña
4 huevos (L)
50 g de cacao puro en polvo sin azúcar
¾ cucharadita de sal
130 g de harina de trigo de uso común


Elaboración

  1. Precalentamos el horno (eléctrico y sin aire) a 180ºC y colocamos la rejilla del horno en la posición central.
  2. Engrasamos ligeramente con spray desmoldante un molde cuadrado antiadherente de 23 x 23 cm como este de Le Creuset, forramos el fondo con papel vegetal de forma que sobresalga ligeramente por los lados (aunque la antiadherencia de este molde es sencillamente formidable, así lo extraeremos con mayor comodidad de una sola pieza una vez frío sin manipularlo prácticamente) y volvemos a engrasar sobre el papel.
  3. En un cazo para baño María o un cuenco amplio y resistente al calor, colocamos el aceite de coco junto con el chocolate troceado, y fundimos al baño María mientras removemos suavemente con una espátula de silicona hasta que queden bien combinados. También podemos hacerlo en el microondas, siempre a potencia media y removiendo cada 15-20 segundos para evitar que se queme el chocolate.
  4. A continuación, añadimos los azúcares y combinamos con suavidad con ayuda de unas varillas de mano. Dejamos templar unos minutos.
  5. Agregamos entonces los huevos, de uno en uno y mezclando bien después de cada adición hasta que la mezcla espese y quede todo perfectamente combinado.
  6. Seguidamente, tamizamos el cacao en polvo directamente sobre la mezcla anterior, añadimos la sal y combinamos lo justo hasta combinar.
  7. Finalmente, incorporamos la harina y, ahora con la espátula de silicona, mezclamos empleando movimientos envolventes justo hasta que quede del todo integrada.
  8. Vertemos en el molde y alisamos la superficie con la espátula.
  9. Horneamos durante unos 35-40 minutos hasta que se haya evaporado la humedad de la superficie (donde se formará una fina capa ligeramente crujiente) y al insertar un palillo en el centro, salga prácticamente limpio (el palillo saldrá algo manchado de chocolate, pero es lo idóneo; no queremos unos brownies resecos). Es posible que inicialmente quede una pequeña cantidad de aceite sobre la superficie y alrededor de nuestro brownie, pero desaparecerá al poco de retirarlo del horno.
  10. Dejamos enfriar dentro del molde por completo, lo que puede llevar varias horas. Una vez listo, lo podemos refrigerar hasta la hora de servir para un corte más limpio y cómodo (o simplemente, por una cuestión de preferencia personal).


Y por si no fuera suficiente, yo os aconsejaría acompañar la ocasión con una buena bola de helado.

Receta de brownie de coco

Platos y paños Laura Ashley y taza para capuccino Le Creuset

Notas

  • *Si eres de los que prefieren sus brownies algo más esponjosos y menos densos, más cerca de la textura y consistencia de un bizcocho, te cuento cómo pasar de un tipo a otro fácilmente. Si partimos de esta receta (versión de brownie denso y “fundente”), empezaremos por añadir ¾ cucharadita de levadura repostera en polvo o impulsor junto con la harina. También habremos de reducir la proporción de grasas (aceite de coco y chocolate hasta -50% y -65%, respectivamente) y aumentar la de harina (hasta un 240%). Es decir, en este caso, para conseguir unos brownies más “abizcochados” podríamos emplear 85 g de aceite de coco, 130 g de chocolate y 310 g de harina. Además, en lugar de incluir azúcar moreno como parte del total del azúcar empleado, utilizaríamos sólo azúcar blanco (la misma cantidad en total que sumando ambos tipos). El resto de ingredientes no se modificaría. A la hora de controlar el tiempo de horneado, en este caso también habremos de rebajarlo unos 5-10 minutos.
  • Si te gusta disfrutar de ese toque extra de textura, no dudes añadir un buen puñado de nueces troceadas (unos 75-80 g aprox.) en el último momento, justo después de incorporar la harina.
  • Si queremos un corte limpio y preciso a la hora de partir nuestro brownie, necesitaremos un cuchillo grande y bien afilado de hoja fina. Un buen método es humedecer primero el cuchillo en agua caliente (y secarlo bien después) justo antes de cortar.
  • Si bien lo he elaborado en el molde antiadherente Le Creuset, existe un molde especialmente diseñado para preparar brownie, y es éste de Kitchen Craft. Si eres asiduo a preparar este delicioso bizcocho, no dejes de verlo.


Un saludo,

Rosa

Comentarios

Eva dijo:

Podríais, por favor, incluir en las posibles modificaciones de las recetas, el sustituir los azúcares por edulcorantes líquidos, cómo la estevia? Si no os supone mucho problema, y claro está, si sabéis hacerlo. Así las personas con diabetes también podrían disfrutar de vuestras recetas. Muchas gracias.

Ana dijo:

Yo también soy más del segundo tipo, de los densos, y tu receta tiene una pinta fabulosa!, Para esponjosos ya están los bizcochos de chocolate. A lo de nueces si o nueces no ya no pongo tanta pega, aunque los puristas digan que es sin nueces no me importa encontrar trocitos, me gustan tanto las nueces que no me importa, lo que no me gusta es encontrarme trozos enormes ni una cantidad exagerada en el brownie pero vaya, que no le hago ningún asco a un buen brownie aunque lleve nueces!

Rosa dijo:

Hola, Juani. Sí, es correcta; el azúcar es parte fundamental para conseguir esa típica textura (además, esta receta es para un brownie grandecito). Puedes probar a reducirla, aunque cambiará el resultado.
Muchas gracias por tu comentario; si pruebas a hacerlo reduciendo este ingrediente, no dejes de contarnos.
Rosa

Juani dijo:

La cantidad de azúcar en la receta de brownie es correcta? 365g entre azúcar blanco y moreno, me parece demasiado.

Dejar un comentario